Convencí a mi marido de armar un trío con un Stripper para que el pobrecito aprenda cómo hacerme disfrutar rico con la verga.
DESCARGAR VÍDEO
Convencí a mi marido de armar un trío con un Stripper para que el pobrecito aprenda cómo hacerme disfrutar rico con la verga.

Cuando me casé con él estaba súper contenta porque creía que toda mi vida estaba arreglada considerando que él tenía más lana de la que yo nunca podría haber ganado ni siquiera trabajando de tiempo completo, todos los días, por diez años. La boda estuvo bien bonita, pero estuvimos solos en la habitación tuve que enfrentar la decepción de ver que mi esposo era más tieso que una tabla y no tenía la menor idea de cómo cogerme para hacerme disfrutar. Estuve intentando enseñarle, pero soy una mujer muy caliente y estaba desesperada, así que no se me ocurrió mejor idea que conseguir un macho cogelón que le diera clases prácticas.

Ver comentarios

Comentarios

The comments are closed

Embed