Caché a mi primo reatudo jalándosela en su cuarto, pero en vez de guardarse la verga me hizo señas para que fuera a mamársela.
⇓ DESCARGAR VIDEO
Caché a mi primo reatudo jalándosela en su cuarto, pero en vez de guardarse la verga me hizo señas para que fuera a mamársela.

Mis tíos viven al lado de mi casa así que es normal que los primos crucemos de una casa a la otra como si nada. A veces voy a comer con mi tía porque cocina más rico, pero cuando me pidió que fuera a avisarle a mi primo que la comida iba a servirse en 20 min, no pensé que cambiaría mi vida. Apenas abrir la puerta mis ojos se fijaron en la grande verga gorda de mi primo, que se estaba masturbando como loco mientras veía porno en su compu. Me quedé un rato con la boca abierta contemplando su fierrote, hasta que vi que me hacía señas con la mano para que entre y cierre la puerta. Lo hice y, sin que tuviera que decirme que hacer, me puse de rodillas para chuparle la reata y los huevotes que olían a machote. Me atragantaba intentando meterme todo ese pitote en la garganta y, aparentemente, eso excitaba aún más a mi primo que me la clavó hasta el fondo hasta botarme la leche en la garganta.

Ver comentarios

Comentarios

The comments are closed

Embed