Le enchilo la cola a putita del Coppel que venía a hacerme una visita para un crédito que pedí. Pareciera que pedí puta a domicilio más bien


No olvides dar Like si te gustó!

La trepadora del Coppel venía en su plan de vieja mamona para revisar mi casa y ver que cosas me podrían chingar si no pago y esos pedos. Total que después de un rato de andar chismeando por mi casa encontró todo mi colección de revistas porno, yo pensé que le iba a dar pena o algo pero en vez de eso se empezó a cachondear. Ahí vi mi oportunidad y le empecé a insinuar mi tramo, acabó bien encajada


Compartir Tweet