Porrista putita se la mamó a vagabundo de su vecindad

8 min
No olvides dar Like si te gustó!

Jenna Presley probablemente se merecía algo mejor en su vida, pero este wey a pesar de ser uno de los vagabundos más culeros del barrio donde ella vive, algo especial tenía y que excitaba mucho a Jenna, ella fue una porrista chingona y la que más victorias celebraba con el equipo del colegio, pero a veces pasaba por casa de este wey para hacerle una mamada de verga porque eso de alentar a equipos de fútbol la pone caliente, le dan ganas de verga y como el capitán del equipo ya tenía novia se fue directo a mamar una vergota, con ganas, con las mamarias al aire para que al tipo se le ponga más dura, luego se fueron a tomar un baño refrescante y a seguir cogiendo, suerte tienen los que no se bañan dicen.


Compartir Tweet